jueves, 20 de septiembre de 2012

La zorra y el busto

 Dijo la zorra al busto

después de olerlo
"Tu cabeza es hermosa
pero sin seso."

Como este hay muchos
que aunque parecen hombres
sólo son bustos.

Félix María Samaniego

LA FÁBULA

Érase una vez una humilde joven que entregó su amor a un compañero de estudios allí en la capital del reino por los años 70. Ambos arriesgaban su vida en la  guerra abierta contra el Rey copado por el capitalismo y la derecha, y luego contra la feroz dictadura que asoló el país por espacio de ocho años. Ambos huyeron al Sur, desde donde continuaron la militancia desinteresada poniendo en riesgo sus vidas y pocos bienes, y ayudando desde su profesión de abogados a los familiares de desaparecidos tramitando "habeas corpus" ante la justicia de la dictadura,  o ayudando económicamente a los pobres alcanzados por los devastadores efectos de la "circular 1050", que dejó a muchos compatriotas sin sus casas.

Reconocidos por su amable trato, honestidad, y fidelidad, la joven pareja se amplió con la llegada de dos vástagos, y continuaron una ascendiente carrera política, al convertirse el reino en república, hasta llegar a la Primera Magistratura. Con una abnegación poco o nunca vista en los anteriores presidentes, vivieron austera y pobremente de acuerdo a sus sólidas convicciones; privilegiaron el diálogo y la confianza, y promovieron leyes para asegurar la paz, la justicia, la concordia, la unión y la promoción de los más humildes.


Finalmente Él murió repentinamente, dejando sola a su amada esposa, con la pesada carga del poder y una muy exigua herencia.

Ella quedó sumamente triste por la falta de su siempre dulce y fiel compañero (jamás nunca se supo de otra mujer en su vida).  Repartió sus días entre la febril actividad por el bien común, la oración, y la vida  de familia.

Seguirá la obra comenzada por Él para lograr la reconciliación definitiva de todos los  argentinos, para que en este país  en su presente promisorio y mejor futuro, la libertad y la paz hagan realizables la vida virtuosa y la prosperidad, para nosotros y para nuestros hijos.

Ante esas virtudes el pueblo salía a la calle y espontáneamente batía lo que tuviera a mano; tambores, cacerolas, cacharros, castañuelas y hasta danzaban en la vía pública para pedirle que se quedara en el poder eternamente.

Fue amada por todos y todas, después de ceder el poder a un sucesor elegido por el pueblo… al fin pudo descansar de tanta tarea y disfrutar del amor de un pueblo que constantemente la recordaba y amaba más que antes.

LA REALIDAD

Amores de estudiante en la Plata de los 70, cuando el ser "progre" era cómoda moda.

A los primeros  tiros la parejita emigró al  Sur, donde amasaron en poco tiempo una buena fortuna, dícese que desalojando a los perjudicados por la circular "1050". Fotos de la época los muestran con militares del Proceso en amable compañía. No se sabe de que hayan  ejercido defensa o presentación judicial alguna en favor de guerrilleros presos o desaparecidos.

Ambiciosos e inteligentes, en carrera meteórica llegaron a la primera magistratura. Él, hombre irascible, ladrón, vengativo y autoritario si  los hubo, la llenó de cuernos sin mayores disimulos, y hasta el fin. Amasó una enorme fortuna, y según el reciente libro de investigación del ex-montonero Juan Gasparini, es mayor aún la fortuna que posee en bancos suizos.

Esta pobre mujer aparenta actualmente desquiciada, siempre de negro, logorreica y gesticulante, llena de rencor y de odio. Sus hijos deben haber sufrido sin duda las desinteligencias conyugales. Hoy la hija vive en Europa y  el hijo lamentablemente tiene problemas de salud (por los que  recientemente fue trasladado desde Santa Cruz a Buenos Aires utilizando el avión oficial presidencial Tango 01).

Debe ser terrible el luto y tener que aparentar el recuerdo doloroso por Él, el marido violento e infiel,  que según se dice rechazó indignado recibir a un  sacerdote en una internación previa a su deceso.

Creemos que en el fondo quienes la rodean no desean precisamente su bien. Una especie de "López Rega" actual es señalado como quien determina las decisiones de la señora, y una corte de satélites apoya contra viento y marea la máxima duración del modelo para seguir multiplicando sus fortunas personales; otros impulsan las delirantes ideas del ERP y Montoneros en los 70 con el mismo lenguaje apolillado de oligarquías, burguesías, campesinados y plusvalías, ya abandonado y desacreditado en todo el mundo por el fracaso más estrepitoso luego de haber cobrado millones de vidas, canalización de resentimientos personales que no impide el latrocinio y el depósito de fortunas en bancos  de EEUU y Europa.

Mientras tanto un masivo descontento social al que incluso se suman  sectores supuestamente comprados por subsidios (pero que aspiran a volver o a ingresar en la clase media), ha empezado a odiar a ELLA. ¿Sera ELLA el chivo expiatorio de todo este caos del que tanto se benefician algunos? Algo así como la nueva Isabelita pero mucho peor, por su actitud de líder desafiante y protectora de las bandas delictivas del poder. 

Pero nada es eterno en este mundo, y ELLA lo sabe. Y si no lo sabía, la sociedad se encargó de que lo supiera: se organizó espontáneamente a través de las redes sociales, mails, sms y el boca a boca hasta producir un fenómeno social que ahora se conoce como el 13S. Sorprendida en una provincia al Oeste del país, a medida que le informaban de la dimensión nacional que estaba alcanzando en todo el territorio, huyó nuevamente hacia el S y se refugió hasta que apareció nuevamente por la “condena nacional” anunciando algo… no sabemos qué, pero no pasó desapercibida su caprichosa omisión en hacer siquiera una leve referencia hacia el 13S. Algunos analistas, a la noche, explicaban que la RE RE no va más y ELLA  ya lo sabe.

Debe ser muy duro (y exigiría mucha valentía y humildad) la solución del  dilema personal en el que se encuentra la Señora… si no logra la RE RE, ELLA y todos sus cómplices deberán rendir cuentas de todo lo actuado. Quizás una salida negociada o el autoexilio (a tiempo) podrían eliminar las pesadillas de la ignominia y del presidio. Pero al “Grupo de Amigos Personales” no le quita el sueño precisamente la posible ruina y vergüenza de ELLA ni la de su PEQUEÑA FAMILIA ("cada día pasado son millones robados").

No hay comentarios.:

Publicar un comentario