viernes, 22 de marzo de 2013

CARTAS DE LECTORES DE LA NACIÓN - USTED ELIGE


TRANSFORMACIÓN
Cristianos para el Tercer Milenio, ante la elección del cardenal Jorge Bergoglio como obispo de Roma, heredero de Pedro y vicario de Jesucristo, señalamos:

Que compartimos los sentimientos, las esperanzas y las demandas de gran parte del pueblo argentino, de los pueblos hermanos de la América latina y de todas las mujeres y hombres de buena voluntad que ven en el papa Francisco una posibilidad de contribuir a la construcción de una sociedad mundial justa, digna y fraterna en torno a los valores permanentes del evangelio de Jesucristo.

Que sin resignar ninguno de los reclamos formulados oportunamente a las distintas instancias del episcopado en los que solicitáramos el cese del escándalo que con su acceso a la eucaristía protagoniza hoy el ex dictador Jorge Videla, aprovechamos esta ocasión para repudiar la grosera provocación y perversa manipulación que tuvo esta semana como protagonistas a los procesados -algunos de ellos condenados en juicios anteriores- por los delitos de lesa humanidad cometidos en el centro clandestino de detención La Perla.

Que sumamos nuestras oraciones a las del resto del pueblo peregrino de Dios, para que mediante la maternal intervención y protección de nuestra Señora de Luján, el papa Francisco pueda poner en marcha las profundas transformaciones que reclama una institución que exhibe manifiestas muestras de agotamiento moral y pastoral.
Hernán Patiño Mayer

RECONCILIACIÓN
Es deseable que el advenimiento del papa Francisco provoque en el espíritu de quienes dirigen las instituciones del país, especialmente el Poder Judicial, una reconciliación definitiva de nuestra población con los hombres de las fuerzas armadas y de seguridad que permanecen presos en varios institutos penales del país, imputados por delitos denominados de "lesa Humanidad", en muchos casos sin pruebas suficientes y con edades que superan los setenta años, varios de ellos enfermos. Nada impediría que sigan soportando los procesos en sus domicilios. Esto significaría una verdadera señal de humanidad y pacificación, en concordancia con las primeras palabras del nuevo Papa a los fieles de todo el mundo.
Gustavo Díaz Cantón
DNI 4.173.233

ODIO
Contesto la carta del señor Patiño Mayer del domingo último, en la que repudia que el general Videla reciba la sagrada comunión, a la par que deplora que los presos políticos hayan manifestado su adhesión al papa Francisco, exhibiendo en sus solapas las banderas papal y argentina entrelazadas, en ocasión de una audiencia efectuada la semana pasada. El odio que despide Patiño Mayer y quienes se han expresado en forma similar, Verbitsky, Bonafini, Carlotto y los diputados oficialistas, entre otros, les impide asimilar rectamente las palabras de perdón, paz y concordia entre los hombres que el Papa no se ha cansado de repetir en estos días. Para estos personajes sólo rige la máxima "a los enemigos, ni justicia".

Alberto Solanet
Asociación de Abogados por la Justicia y la Concordia