jueves, 25 de julio de 2013

FALLECIMIENTO DE OTRO PRESO POLÍTICO



Estimados Amigos:

Lamentablemente hemos tomado conocimiento que el día miércoles 24 de julio de  2013 falleció el señor Suboficial Mayor (R) de la Policía de la Provincia de Santa Fé Diego PORTILLO, como consecuencia de un cáncer de páncreas que padecía, injustamente detenido como Preso Político, estuvo detenido en el penal Policial de la UR II - Rosario y, pese a su enfermedad terminal, el juez recién le otorgó la prisión domiciliaria el 8 de Mayo pasado, luego de una incansable pelea dada por su Abogado Defensor, Dr Gonzalo Pablo MIÑO.

Con él, son ya 208 (doscientos 0cho) los Camaradas fallecidos, pertenecientes a todas las Fuerzas Armadas, de Seguridad, Policiales y Penitenciarias; en el marco de este proceso de persecución, teñido de incontables irregularidades jurídicas y sistemática venganza.

Expresamos nuestras sentidas condolencias a todos sus familiares, allegados, compañeros de Promoción y amigos, rogándole al Señor, les conceda pronta y cristiana resignación. Esperamos que la sociedad argentina y sus representantes políticos recuerden el manto de sangre y acciones del terrorismo que los llevaron a pedir y ordenar a las FFAA que aniquilaran al enemigo subversivo que pretendía alzarse con el poder mediante el miedo, terror y violencia. En todos sus reclamos contra el avallasamiento autoritario del poder de turno deberían incorporar un justo reclamo por la paz, concordia, justicia e historia completa dentro del marco de igualdad contra la ley.

Dadas las avanzadas edades y estados de salud de los Presos Políticos en la Argentina, estas lamentables noticias son cada vez más seguidas, lamentablemente casi son diarias. Una vez más levantamos nuestra voz hacia el poder de turno, no pueden continuar con esta matanza selectiva… es su obligación como presidente de todos los argentinos garantizar el debido proceso, la igualdad ante la ley y por sobre todo lograr la unión de la sociedad para superar las antinomias que después de casi 203 años aún nos mantienen divididos. Es hora de sin odios, ni venganzas, es hora de una mirada superadora.

Sinceramente,

Pacificación Nacional Definitiva

por una Nueva Década en Paz y para Siempre