jueves, 20 de noviembre de 2014

LOS KIRCHNER SON DUEÑOS DEL ESTADO

Publicado el 10 noviembre, 2014 por Alfredo Leuco

Cristina y su hijo Máximo están cada día mas complicados en una matriz corrupta realmente escandalosa. La presidenta como funcionaria tiene invertida la carga de la prueba: debe demostrar que es inocente. En estos últimos tiempos está apareciendo mucha información que salpica la investidura de la jefa de estado. No se trata de fantasmas ni de suposiciones. Anoche, Jorge Lanata, Nicolás Winazky y su equipo de investigación aportaron datos que la diputada Margarita Stolbizer hoy convirtió en una seria denuncia penal que cayó en el juzgado de Claudio Bonadío y la fiscalía de Carlos Stornelli. La familia presidencial es dueña Hotesur que es la sociedad propietaria del lujosísimo hotel Alto Calafate.

Hotel Alto Calafate

Eso está reconocido en las declaraciones juradas de la propia Cristina.
Ahí hay varias irregularidades. Las más graves son que Hotesur hace 4 años que no presenta sus balances, no informa los cambios en su directorio y que, como si esto fuera poco, no paga los impuestos que corresponden. Encima, en el domicilio de la sede legal con la que se inscribieron no saben nada de la existencia de esa empresa. Todo lo que rodea a los hoteles K es un agujero negro por donde desaparece la ética. Todo es muy trucho desde el comienzo. Los terrenos donde el matrimonio presidencial construyó su cadena de tres hoteles de alta gama, fueron comprados a precio vil de 7, 50 pesos el metro cuadrado. Fue una estafa al pueblo de la provincia y un regalo a 50 funcionarios amigos de los Kirchner. La voracidad por el dinero y la renta fácil es enfermiza. Hay bulimia de euros. Escuche estos datos: uno de los terrenos fue comprado por Néstor en 130 mil pesos y encima con un crédito que le dió el Banco de Santa Cruz y a los dos meses, se lo vendieron a un supermercado de origen chileno, en 2 millones 400 mil dólares. ¿Escuchó bien? Pero esa es una y solo una de las operaciones que no pueden explicar y que van a tener que explicar ante los tribunales alguna vez. Cuando Néstor llega a la presidencia de
la Nación, su familia no tenía ningún hotel en El Calafate. Hoy tienen Alto Calafate, Las Dunas y Los Sauces. Y todo lo lograron en solo 10 años. La década ganada por ellos. Enriquecimiento súbito, que le dicen.
Aviones Tango 01 y 02
en aeropuerto El Calafate

Ya vimos como se apropiaron de los terrenos por dos mangos. Equiparon los hoteles con muebles y sabanas y toallas de la mejor calidad del mundo. Y los trasladaron en el avión de todos los argentinos: el Tango 01. ¿El estado puso su avión al servicio de una mudanza de una empresa privada? Eso solo es un delito grande como un glaciar. Pero eso no es todo. Lázaro Báez, el empresario mas favorecido por obra pública, el testaferro y socio de los Kirchner, les pagó durante años por 1.100 habitaciones que nunca utilizó. Y Cristina firmó con Aerolíneas Argentinas que la tripulación utilizara los servicios de ese hotel. Otra vez, proveedores del estado y empresas del estado, alquilando hoteles de la jefa del estado. Otro delito mas y van… Cualquier investigador de lavado de dinero sabe que la hotelería y el juego son las actividades más elegidas para blanquear activos y dinero negro de la corrupción y las coimas. Eso es lo que la diputada Stolbizer pide que se investigue. Porque como si esto fuera poco, en un alarde de impunidad y prepotencia, Lanata reveló que ni siquiera presentan balances ni presentan las actas del directorio que estaba integrado en un momento por la sobrina de Cristina e hija de Alicia, el abogado de Lázaro y el socio de Máximo Kirchner.
 
Natalia Mercado junto a su tía María Cristina Kirchner
Foto: OPI Santa Cruz

Escuche otra salvajada:
La encargada de investigar el delito original que es la entrega de terrenos fiscales casi como regalo fue , fiscal, hija de Alicia y, escuche bien por favor… que suenen las trompetas… también beneficiada con tierras casi gratis. Es la reforma agraria más importante que hicieron los Kirchner. Lotearon entre sus 50 amigos todo Calafate y de inmediato enriquecieron ilícitamente a todos. La tierra es para el que la trabaja, decían los campesinos clasistas. La tierra es para los Kirchner dijeron los capitalistas amigos de lo ajeno.
¿Se puede cometer algún delito más? Terreno repartido como quien reparte volantes, aviones del estado para llevar muebles y sabanas, proveedores del estado y socios de la familia Kirchner que alquilan habitaciones que nunca usan y la no presentación de balances ni actas. ¿Hay algo más corrupto? ¿Hay algo más impune? A esta altura ya no molesta tanto que se roben fortunas que pertenecen a todos los argentinos. Indigna más que lo hagan a la vista de todo el mundo, a la luz del día y que encima nos dicten cátedra de ética revolucionaria. Los Kirchner se han comportado como señores feudales, como una monarquía que solo tiene lacayos.
Los Kirchner no llegan al poder como inquilinos. Lo toman por asalto y lo escrituran como propio. La bronca crece junto con una pregunta: ¿Será por esto que los Kirchner intentan copar y cooptar la justicia? ¿Este es el objetivo de Alejandra Gils Carbó y sus muchachos? ¿Lo lograrán? De esta respuesta depende el futuro de este país.

NOTA: Las imágenes y destacados no corresponden a la nota original.