sábado, 20 de diciembre de 2014

SU NUEVO LLAMADO, SEÑOR DOMÍNGUEZ


20-Dic-2014

Julián Domínguez
Presidente de la deshonrosa
cámara de diputados de la Nación

Le estoy escribiendo otra vez por cuanto usted, anteayer a las 17:07, volvió a importunarme en mi domicilio con un mensaje automatizado relativo, ahora, a la sanción que la cámara dio al reformado Código Civil.

Al cierre del mensaje Usted proporciona la dirección de correo electrónico a la que estoy dirigiendo el presente, reiterando que le interesa conocer mi opinión, por lo que seguidamente se la proporciono.
  • Sr. Domínguez, ya le he advertido en mi anterior que usted no tiene ningún derecho a importunarme llamando a mi casa. No le he pedido que me llame ni me interesa en absoluto escuchar las patrañas que usted y los suyos dicen a diario. Ya no espero sus disculpas por la invasividad cometida y por la falta de respeto hacia mi persona al dirigirse a mí mediante una grabación pero insisto en hacerle saber que NO SOY UN VACUNO AL QUE SE LE TIRAN GRANOS EN EL COMEDERO, vale que lo sepa. La reiteración por parte de usted de una metodología repudiada demuestra o un cinismo ultrancista o una supina torpeza, virtudes ambas propias de la kakistocracia que es esperable de ustedes.
    En esta ocasión, señor, tuvo el tupé de mencionar   q
    ue con este nuevo Código Civil tendremos un país mejor.
    Mi opinión es que mientras usted y los suyos -empezando por la pseudo monarca que tiene por jefa- tengan algo que ver con la administración de este país, ese adjetivo lucirá cada vez más ridículo por lo falso.
  • Con respecto al Código Civil reformado al que usted asocia el poder de facilitarnos un país mejor, permítame una risotada. No les alcanzó con sancionarlo; ahora, ante el avance cada vez más acelerado de los problemas legales para la monarca y su corte, han urdido y concretado la desfachatada maniobra de adelantar su vigencia a Agosto próximo. No hay que ser muy avispado para percibir el chamusque de las nalgas de la sagrada familia santacruceña. Yo confío, le confieso, en una completa quemazón. Y que le llegue a usted, por supuesto.

  • Este gobierno al cual usted y muchos, en la cámara que preside, le han sacrificado sumisamente la Constitución de la Nación Argentina en el altar de su totalitarismo, es por lejos el peor gobierno que la era democrática nacida en 1983 ha podido dar a luz. Lo afirmo no solamente por la corrupción rampante del mismo sino por su increíble torpeza de gestión, aunque ambas realidades están vinculadas como los pistones de un mismo motor. No me parece necesario reiterar el listado ilustrativo que desgrané en mi anterior, pero sí esta parte:

Domínguez, ustedes son LADRONES. 
Ladrones de nuestros dineros privados.
Ladrones de los dineros públicos.
Ladrones de la ESENCIA de la Democracia.
Ladrones del HONOR de esta Nación.
Ladrones de la DIGNIDAD de esta República.

Y como no parece serles suficiente con ser LADRONES, aplican otras perversiones.

A la Democracia, también la ultrajan.
A la Nación, también la denigran.
A la República, la sodomizan.

Sin otro particular, lo REPUDIO con mi mayor consideración.

Ing. Carlos A. Galvalizi
DNI 7642147
Rosario, Santa Fe