viernes, 19 de junio de 2015

EL DESPOTISMO NO ILUSTRADO Y EL AVANCE HACIA LA NADA


Kretina; presionada o no, por los personajes que digitan detrás del escenario el manejo político del gobierno que supimos conseguir, en un acto de soberbia, kapricho, realpolitik o como se lo defina y considere, ha descubierto su juego, y ello a pesar de lo que muchos opinan, es positivo para avizorar el futuro de nuestro atribulado país.

O mas de lo mismo y con ello tarde o temprano el abismo, o el golpe de timón imprescindible para por lo menos cambiar el rumbo de la tendencia negativa que nos ha llevado, hace más de treinta años, a una involución progresivamente acelerada con resultado esperado imprevisible y hasta trágico.


Como expresan las diversas crónicas que hemos escuchado se ha impuesto un komisario polítiko a un pobre blandengue todo terreno, probablemente manejable o en último caso suprimible. Todo es posible en la dimensión deskonocida.

Y si tratamos de imaginar un poco más, probablemente Kretina podría asegurarse una diputación para luego, graciosamente, ser elegida presidente de la cámara de diputados por aklamadora levantada de manos.

Queda entonces en  la imaginación de cada uno visualizar las interesantes variantes que podrían producirse en la conducción superior del gobierno a partir del 2.016.


Toda esta descarnada estrategia política permite definir claramente los campos de acción y las alternativas.

Desagraciadamente una oposición plagada de políticos mediocres y tibios y partidos indefinidos, difícilmente esté en capacidad de aprovechar esta circunstancia histórica.

Por un lado el kichnerismo puro (por favor nada que ver con el peronismo aunque lo usa), ejercitado a través de doce años de manejo indiscriminado del poder con la acumulación de incontables cantidades de dinero  para komprar lo que se les antoje, cuándo, dónde y cómo se les ocurra, obviamente con más incidencia previo al acto eleccionario.

Complementariamente el montaje de una estructura del aparato del gobierno que les asegura el control a su arbitrio de todos los resortes de la administración pública y la justicia.

Esta corriente que no tiene entidad ni principios para ser definida como ideológica, más bien bolsillista,  es seguida fielmente por multitud de paniaguados y otros pobres narcotizados por el relato y el consabido pan y circo.


Pero una enorme porción del electorado nacional (casi un 75%) está harta de tanto despropósito y teatro barato y busca afanosamente cambiar esta debacle siniestra.

Lamentablemente no hay quien las aglutine. No ha surgido aun un líder valiente, decidido y virtuoso que llame a las cosas por su nombre, hable con claridad y sin eufemismos y convoque  con energía y convicción, a una verdadera epopeya cívica para desterrar la basura que nos asfixia.

Y estas carencias facilitan la preeminencia del 25 %, que con la presencia del fraude inexorable podría llegar a un 40% inexorable, lograrán imponer sus objetivos makabros y terminales.

Por favor reitero, porque nadie parece querer tenerlo en cuenta; ATENCIÓN AL FRAUDE Y LA ESTRUCTURA MONTADA PARA ELLO.


Por lo tanto si no podemos reaccionar a tiempo y organizarnos adecuadamente, deberemos entonces prepararnos para gozar de un presidente transitorio cuyo mérito más impactante ha sido ser fiel sin mirar a quien, capaz de explicar temas diferentes con las mismas palabras, sin decir nada, inoperante y mucho menos que mediocre y un gobernador de Bs. As. aficionado a la narkoterapia y la retórica ingeniosa, pikaresca y adaptada a todo tiempo y circunstancia, además de otras joyitas por el estilo, encaramadas en todos los ámbitos y niveles de la administración y organismos resolutivos del estado.

Cosas vederes Sancho que non crederes...

Por lo menos así lo veo yo.

El Soldado Desconocido