viernes, 24 de marzo de 2017

EL 24 DE MARZO, OTRAS MIRADAS

Yo elijo


Antes de que a algún legislador trasnochado se le ocurra aprobar una ley que me impida recordar lo que yo quiera, en este 24 de marzo elijo acordarme de las víctimas del terrorismo, aquellas que murieron sin tener nada que ver, pero también de aquellas que murieron combatiéndolo. Elijo acordarme de los miembros de las fuerzas de seguridad que lo combatieron y que murieron en prisión, y también de los que hoy, vivos, están injustamente presos. En el "día oficial de la memoria parcial", elijo acordarme de la parte que me se me antoja.

¿Me lo van a prohibir?

Alejandro Patrón Costas (h.)
DNI 23.079.809

Grieta o concordia


El calendario nos pone ante una fecha que merece una reflexión sobre la reiterada política argentina de tener dos posturas irreconciliables e inconducentes, que se mantendrán de no haber en los tres poderes del gobierno nacional una actitud ética y responsable que permita superar este omnipresente maniqueísmo ideológico. De otro modo, sería imposible borrar la grieta que justifica las conductas confrontativas en que especuladores empedernidos y contumaces fundamentan su inconstitucional modus vivendi, que los ubica al filo del comportamiento incurso en traición a la patria o la sedición (artículos 22 y 29 de la Constitución nacional). Doce años de autoritarismo y de un gobierno perverso han traicionado la democracia y la republicana voluntad popular de todos los argentinos. Pero desde diciembre de 2015 no han existido cambios eficientes para cerrar las heridas, afianzar la justicia y reordenar el Estado.

Este 24 de marzo nos sorprende -por acción u omisión- con la misma grieta de las posturas equívocas, sólo que el oficialismo, asediado por los desestabilizadores, no cambia al paradigma constitucional que posibilita la inclusión y participación -a través de sus representantes- de la ciudadanía que se ha expresado en las urnas.

La clave está en optar entre "la grieta" y la concordia democrática republicana. Yo opto por esta última.

Horacio Domingo Marengo
DNI 7.990.235

Memoria completa


El 24 de marzo debería ser una día de reflexión, para lo cual sería conveniente recordar también la otra parte de la historia, que se persiste en negar, tergiversar y aun ocultar. Las medias verdades terminan siendo una vil mentira. Hay 2167 presos políticos, de los cuales 399 ya han fallecido en cautiverio. Mujeres y hombres, civiles y uniformados de todas las fuerzas, padecen las consecuencias de un proceso de persecución, venganza y exterminio donde en forma sistemática se repiten irregularidades jurídicas, que se instrumentan en el ámbito de una justicia prevaricadora. ¿Estará algún día la clase política argentina dispuesta a terminar de convalidar con su silencio la alevosa violación de la normativa legal vigente, en sendos e interminables circos judiciales que se repiten a lo largo y a lo ancho del país? Muchos políticos de aquellos años, que vivieron la guerra revolucionaria que sacudió a nuestra patria, hoy viven entre nosotros. ¿Recuperarán la memoria completa?

Bueno sería que así sucediera. Ayudaría a clarificar sin hipocresía nuestro pasado y a darse cuenta de cómo se utilizaron los derechos humanos para consolidar un gran negocio.

Cnel. (R) Guillermo César Viola
DNI 8.488.475