martes, 23 de enero de 2018

MURIERON DEFENDIENDO SU REGIMIENTO


INGRATITUD

Hoy se cumple el 29º aniversario del último intento del terrorismo internacional por hacerse del poder en nuestro país. Para quienes no conozcan de qué se trató y para aquellos que continúan haciendo de la memoria hemipléjica su estilo de vida, el 23 de enero de 1989, el Ejército Revolucionario del Pueblo, devenido en Movimiento Todos por la Patria, liderado por Enrique Gorriarán Merlo y utilizando la misma metodología empleada en la década del 70, lanzó un sanguinario ataque contra los cuarteles de La Tablada. Este nuevo crimen contra la Nación y su pueblo, planificado y financiado por los gobiernos de Daniel Ortega, de Nicaragua, y Fidel Castro, de Cuba, una vez más puso en evidencia el desprecio del terrorismo marxista hacia toda forma de convivencia, hecho que, como viene sucediendo año tras año, seguramente volverá a ser silenciado. De acuerdo con la información periodística, parece ser que para quienes conducen el Ejército, en una inaceptable discriminación entre los asesinados democráticamente en gobiernos peronistas y los ejecutados durante el gobierno radical de Raúl Alfonsín y los gobiernos militares, estos últimos no merecen el menor recuerdo por parte de los que tienen la responsabilidad de mantener viva la memoria de aquellos que, sin pedir nada a cambio, regaron con su sangre todo el territorio del país, en defensa de Dios, de la patria y de nuestro estilo de vida, asegurándonos la libertad de la que hoy, inmerecidamente, disfrutamos todos los argentinos.

Para el caso de que semejante ingratitud se haga realidad, como hace tiempo que no se escuchan voces oficiales ofrendando el justo y necesario homenaje a los caídos durante el ataque terrorista, por este medio quiero rendir tributo "a quienes dieron su vida para que la patria viva": comisario inspector Emilio García García; sargento primero José Manuel Soria (ambos de la policía bonaerense); soldados Héctor Cardozo, Martín L. Díaz, Roberto Tadeo Taddía, Julio D. Grillo (todos ellos de 19 años); sargento ayudante Ricardo Raúl Esquivel; sargento Ramón Waldimiro Orué; cabo primero José Gustavo Albornoz (24 años); mayor Horacio Fernández Cutiellos, y teniente Ricardo Alberto Rolón (25 años).

Emilio Guillermo Nani
Teniente coronel (R)


NOTA: Las imágenes y destacados no corresponden a la nota original.