miércoles, 21 de noviembre de 2012

Ordenan la detención de 35 policías, militares, 1 sacerdote y 1 periodista.

Desde Mendoza fuentes confiables nos envían la mala noticia, que la Justicia Federal de esa provincia continúa con la “Caza de Brujas”. Desde nuestro espacio insistimos en que las consecuencias de una guerra no se pueden juzgar con la Código Penal y a través de jueces federales –menos sin son subrogantes-, para ello existían el Código de Justicia Militar y los Tribunales Militares.


Tampoco se pueden juzgar a un solo lado, la justicia debe alcanzar a todos y bajo el principio de la igualdad ante la ley. Es intolerable que nuestros soldados y policías estén presos y siendo condenados, mientras que los ex terroristas que quisieron alzarse con el poder a través de la violencia y el terror… deambulan por todo el mundo, gozando de la libertad a consecuencias de su impunidad.

Es hora de paz, concordia, justicia e historia completa; es hora de reconocer que se ha violado el derecho de los soldados, quienes han sido juzgados con un derecho diseñado a medida de una venganza impiadosa. Todo lo actuado por la justicia, en los llamados juicios de lesa humanidad, está viciado de nulidad absoluta.

Instamos a todos los familiares, camaradas, amigos y personas que estén de acuerdo a acompañarlos en los tribunales. En el mega juicio de Tucumán se está haciendo, es de gran ayuda y contención.

Si el poder de turno fuera capaz de escuchar las demandas de los días últimos días históricos: 13-S, 8-N y 20-N, se daría cuenta que una de las demandas es la ansiada Reconciliación Nacional. No es apriete señora… es una petición ante nuestras autoridades, estamos ejerciendo un derecho cívico.


Sinceramente,

Pacificación Nacional Definitiva
por una Nueva Década en Paz y para Siempre



La Justicia Federal de San Rafael ordenó la detención de 35 personas imputadas por delitos de lesa humanidad. Todos son militares y policías que se desempeñaron entre 1976 y 1983. La decisión judicial de detenerlos parte de las compulsas realizadas tras el juicio que en el año 2010 condenó a represores.

En noviembre de 2010, el Tribunal Oral Federal N° 2, en San Rafael (Mendoza), juzgó y condenó a 4 militares, por supuestos crímenes de lesa humanidad.

La Justicia Federal de San Rafael libró órdenes de detención para 35 personas imputadas por delitos de Lesa Humanidad.  Desde la noche del lunes hasta ayer se detuvo a 9 personas y se esperaba capturar a más en los próximos días, no sólo en el departamento sureño sino también en otros puntos del país.

Entre los detenidos se encuentran los ex comisarios Hugo Trentini (implicado y condenado en el caso Bordón) y Oscar Pérez (policía retirado que fue jefe del D2 en la época del régimen militar, se desempeñó hace unos años en el Consejo Departamental de Seguridad y fue funcionario del Ministerio de Seguridad durante el gobierno de Celso Jaque); el suboficial Edgar Martín Ferreyra (conocido por su excelente labor en radio con más de 30 años en la difusión de costumbres y efemérides Patrias); Daniel Guajardo (ex funcionario del Juzgado Federal); los policías Orlando Gutiérrez (Crio. Inspectores), Graín Farina, Freire y Navarro y Tomás Rojas (ex jefe de bomberos), Rafael Bitti militar retirado y veterano de Malvinas, entre otros.

Todos estos supuestos  imputados están relacionados o vinculados con las fuerzas de seguridad, habiendo servido o cumplido funciones para el gobierno militar entre los años 1976 y 1983.

Mariela Herrera (abogada), de la Asamblea Permanente de los Derechos Humanos (APDH), y Mariano Tripiana, de la agrupación Hijos, dieron amplia difusión a éste circo de detenciones.

Informaron además que la Justicia Federal libró un exhorto con pedido de captura internacional para el sacerdote Franco Reverberi, que se encuentra en Italia y habría argumentado problemas de salud que le impedirían viajar.

Los imputados surgieron de las compulsas del primer juicio por delitos de Lesa Humanidad de la provincia que tuvo lugar en San Rafael durante 2010 y deberán responder por 76 causas por desaparición, tortura y privación ilegítima de la libertad.

El juez subrogante del Juzgado Federal de San Rafael, Eduardo Puigdéngolas, fue quien habría ordenado las detenciones en el marco de la investigación de la causa.

Mariano Tripiana (ha recibido importantes indemnizaciones por estas causas e ideologizado por la doctrina de Hebe de Bonafini) -hijo de Francisco, uno de los 38 desaparecidos de San Rafael y que formó parte del lote de cuatro víctimas por las cuales se llevó a cabo el primer juicio de lesa humanidad de Mendoza en San Rafael, durante 2010- manifestó que se solicitará que se unifiquen las causas y aclaró que no hay civiles detenidos pero están siendo investigados aquellos que colaboraron con el Batallón 601.

Cabe recordar que estas compulsas surgieron del juicio que concluyó en noviembre de 2010. Entonces el Tribunal Oral Federal Nº 2 de Mendoza dictó sentencia de prisión perpetua a Raúl Ruiz Soppe, Aníbal Guevara y Juan Labarta, y condena a 8 años para Raúl Egea por las detenciones y posteriores desapariciones de cuatro militantes de la Juventud Peronista de los 70: Francisco Tripiana, Roberto Osorio, Pascual Sandoval y José Guillermo Berón.