domingo, 9 de julio de 2017

AYÚDENNOS A REALIZAR ESTE DOCUMENTAL SOBRE LA DESTRUCCIÓN DE LA JUSTICIA


¡¡¡UN DOCUMENTAL IMPACTANTE!!!
¡¡¡AYÚDENNOS A REALIZARLO!!!
SOLO LA VERDAD PERMITIRÁ RECONSTRUIR LA JUSTICIA
DE ESA RECONSTRUCCIÓN DEPENDE NUESTRA LIBERTAD FUTUROCOMO NACIÓN

Estimados amigos: el Centro de Estudios en Historia, Política y Derechos Humanos, de Salta, ONG con Personería Jurídica, integrado por jóvenes argentinos de bien, preocupados por el futuro de nuestra Patria, entre muchas otras iniciativas, como fue el documental sobre el Combate de Manchalá (28 May 75, durante la Operación Independencia en Tucumán), hace unos meses encaró el MUY IMPORTANTE PROYECTO de realizar un DOCUMENTAL sobre cómo se gestó y llevó adelante la DESTRUCCIÓN DEL ORDEN JURÍDICO en Argentina para montar las parodias de juicio mal llamados de “lesa humanidad”, durante los gobiernos kirchneristas, y que aún no ha sido reconstruido por la “tibieza” del gobierno del Frente “Cambiemos”, con el GRAVÍSIMO PELIGRO que ello implica para la REPÚBLICA y para la LIBERTAD de TODOS Y CADA UNO de los ciudadanos que habitan nuestra querida TIERRA.

El documental, mediante importantes testimonios y documentos escritos, gráficos y fílmicos, permitirá conocer la VERDAD sobre el MACABRO PLAN llevado adelante para DESTRUIR LA JUSTICIA Y SOMETER A LA NACIÓN, siempre esgrimiendo “en alto” la falsa “bandera” de los supuestos “derechos humanos” porque, como alguien dijo alguna vez El MAL SIEMPRE se presenta DISFRAZADO de BIEN. MONTARON el MULTIMILLONARIO NEGOCIO de los “derechos humanos”, que “PREMIÓ” y  SIGUE “PREMIANDO” muchos bolsillos, de funcionarios judiciales, políticos, medios de comunicación social, ex terroristas, “abuelas”, “madres”, “hijos”, etc., y “DISTRAJERON” UN ALTÍSMO PORCENTAJE DE LA JUSTICIA FEDERAL en parodias de juicio, en todo el país, por los mal llamados delitos de lesa humanidad, supuestamente cometidos por civiles, sacerdotes e integrantes de las Fuerzas Armadas, de Seguridad, Policiales y Penitenciarias en la guerra revolucionaria que asoló al país en los años 60/70/80. Así, DEJARON EL “CAMINO LIBRE” al accionar de LAS ORGANIZACIONES DELICTIVAS DE CORRUPCIÓN, NARCOTRÁFICO Y TRATA DE PERSONAS Y A UNA DELINCUENCIA GENERALIZADA que parece haberse apoderado de todo el territorio nacional, robando, secuestrando, asesinando y violando a cualquier ciudadano de bien sin distinción de sexo, edad o condición social. Entre otras barbaridades, HOY, en Argentina, hay más de 6.000 niñas, niños y adolescentes desaparecidos a manos de las organizaciones delictivas de trata de personas y narcotráfico, de los cuales NADIE SE ACUERDA, salvo por los volantes con algunas de sus fotos que recibimos con las facturas de servicios de agua, luz o gas. Ver


El Presidente de la Corte Suprema de Justicia, Dr Ricardo Lorenzetti, dijo que, para llevar adelante estos mal llamados juicios de “lesa humanidad”, hubo que “remover obstáculos” y que esto era “una política de Estado”. Traducimos lo que él mismo dijo: “remover obstáculos” significó VIOLAR LA CONSTITUCIÓN Y LAS LEYES, por eso anularon leyes que habían sido reiteradamente ratificadas por la Corte Suprema, mintieron omitiendo y/o tergiversando lo establecido en la Constitución Nacional, leyes y tratados internacionales, aplicaron las leyes con retroactividad, prepararon y utilizaron testigos falsos, etc.. Y que estas parodias de juicio son una “política de Estado”, significa que NO HAY INDEPENDENCIA DEL PODER JUDICIAL, sino que éste RESPONDE A LA COMPLICIDAD y EXTORSIÓN POLÍTICAS. Estos dichos no deberían extrañarnos, si consideramos que su libro, “Derechos humanos: justicia y reparación”, fue presentado por Eduardo Anguita, ex integrante de la organización terrorista autodenominada “Ejército Revolucionario del Pueblo (ERP)”, el 27 Sep 11, en el Aula Magna de la Facultad de Derecho de la UBA, y por la gravedad de todo lo que revela sobre Lorenzetti, la Dra Natalia AGUIAR, en su libro titulado “El Señor de la Corte”, Ediciones B, quien debió luchar valientemente contra la extorsión de hasta amenazas de muerte para lograr su publicación.

El costo del documental, considerando la producción, difusión, etc, rondará el MILLÓN DE PESOS ($1.000.000), es decir que solo necesitamos 2.000 (dos mil) argentinos de bien que estén dispuestos a donar $ 500 (quinientos pesos) o una relación equivalente. En más de 40.000.000 de habitantes que tiene Argentina, creo que no es mucho, ¿verdad?. Necesitamos ese dinero a la brevedad posible porque hay que empezar a afrontar los costos más importantes.

Quienes quieran y puedan ayudarnos, pueden hacer una transferencia electrónica o un depósito, por cajeros de autoservicio o por caja, a la cuenta corriente del citado Centro de Estudios, cuyos datos especificamos a continuación. Lo que les pedimosen el caso de hacer transferencias electrónicas, es que agreguen algunos centavos, o si es un depósito agregar $2, $4, $8, o similar, para identificar más fácilmente la transferencia o depósito ya que el Banco Patagonia no lo hace y, EN TODOS LOS CASOS, que nos avisen al correo electrónico que figura al pié adjuntando el comprobante de la transferencia o depósito. Los datos de la citada cuenta son:

Ø  Banco Patagonia, Sucursal Salta Nro 216
Ø  Titular: Centro de Estudios en Historia, Política y Derechos Humanos
Ø  Cuenta Corriente Nro: 216-216019477-000
Ø  CBU: 0340216200216019477007
Ø  CUIT: 30714658057
Ø  Dir correo electrónico: centrodeestudiossalta@gmail.com

POR FAVOR, ¡¡¡AYÚDENNOS A HACER ESTE IMPORTANTE DOCUMENTAL Y DIFUNDAN ESTE PEDIDO DE AYUDA!!!
por TODOS los medios que puedan (Facebook, Instagram, Whatsapp, Twitter, Correo electrónico, etc.)

Disculpen lo extenso, pero agrego algo más:

Dicha DESTRUCCIÓN de la Justicia fue posible con la COMPLICIDAD DE JUECES, FISCALES Y DEFENSORES OFICIALES CORRUPTOS, hasta el más alto nivel, es decir en la Corte Suprema de Justicia, la Procuraduría General y la Defensoría General de la Nación.

Obnubilados por la “bandera” de los supuestos “derechos humanos”, que “NADIE” podía cuestionar, y sabiendo o no el verdadero objetivo que perseguían, ésto se realizó con el beneplácito y el “aplauso” CÓMPLICE, IRRESPONSABLE, IGNORANTE y/o COBARDE, muy grave en cualquier caso, de la más que inmensa mayoría de la DIRIGENCIA POLÍTICA, CULTURAL, EDUCACIONAL, ECLESIÁSTICA, COMUNICACIONAL, DE DEFENSA, EMPRESARIAL, SINDICAL, etc., y MUCHOS de ellos se “asombraron” cuando escucharon a la ex presidente gritarnos en nuestra propia cara ¡¡¡“VAMOS POR TODO”!!!. ¡¡¡Y VINIERON POR TODO!!! y el daño hecho al país ha sido BRUTAL Y MÁS QUE PROFUNDO, en especial, en lo atinente a los pilares fundamentales de una Nación como son la JUSTICIA, la LIBERTAD, la DEFENSA, la MORAL, la EDUCACIÓN y la CULTURA.

A la vez, a través de los medios de comunicación social se realizó una ENORME y EFICAZ campaña de acción psicológica de masas para tergiversar la historia de la citada guerra revolucionaria, negando absurdamente que ésta haya existido, victimizando al terrorismo y ocultando las víctimas de éste y todo el daño causado y, LO MÁS LAMENTABLE es que dicha campaña parece haber logrado un “lavado de cerebro” en buena parte de la población, en especial en jóvenes que no vivieron aquella época pero que “compraron” ese relato TOTALMENTE TERGIVERSADO. Ya lo dijo Joseph Goebbels, el hábil y perverso ministro de propaganda nazi, en su famosa frase:“Mientemiente, miente, que algo quedará”. 

Lo cierto es que, HOY, los integrantes de organizaciones terroristas de los años 60/70/80, así como sus familiares, simpatizantes y apoyos, cobran suculentas indemnizaciones que pagamos todos, son homenajeados, ocupan cargos públicos, bancas en el Congreso, etc., escriben artículos en diarios, y circulan por estudios de radios y canales de televisión dando “cátedras” de “moral y derechos humanos”, y hasta, en muchos casos, se vanaglorian de haber formado parte de esas organizaciones criminales declaradas ilegales por el gobierno constitucional de Juan Domingo Perón y su esposa María Estela Martínez de Perón. Mientras tanto, más de 2300 presos políticos, que defendieron a la Nación, de la agresión terrorista y permitieron que sigamos viviendo en LIBERTAD, están ILEGAL e INJUSTAMENTE privados de ésta, en muchos casos desde hace más de 15 años en prisión preventiva, que son penas anticipadas. De éstos, al 03 Jul 2017, ya han fallecido 414, por no permitírseles la adecuada atención a su salud, lo que constituye la imposición de PENAS DE MUERTE ENCUBIERTAS. De éstos, 73 (18 %) han fallecido durante el actual gobierno (a partir del 10 Dic 2015).

Nuestra CORRUPTA JUSTICIA sigue “DISTRAÍDA” en perseguir a estas personas, por supuestos hechos de hace más de 40 años, erogando FORTUNAS del erario público a sus bolsillos y de otros, que pagamos todos los ciudadanos, sin preocuparse porque NO avancen las causas de CORRUPCIÓN, NARCOTRÁFICO, TRATA DE PERSONAS (NIÑOS) y demás DELITOS QUE OCURREN A DIARIO. Tan es así que el Estado, a través de la Secretarías de Derechos Humanos de la Nación y algunas provinciales, es querellante en los citados juicios, mal llamados de “lesa humanidad”, no pudiendo hacerlo (Art 82 y 82 bis del CPPN)pero NO LO ES en NINGÚN juicio por CORRUPCIÓN pudiendo hacerlo (Art 5, Inc 19 de la Ley 25233/99), NARCOTRÁFICO, TRATA DE PERSONAS Y DEMÁS DELITOS que destruyen la VIDA, la LIBERTAD y la PROPIEDAD de los habitantes de nuestra TIERRA.


El pasado 20 de Junio de 2017, a las 15 Hs, frente a los tribunales de Comodoro Py (ver foto adjunta), una masiva concentración ciudadana de varios miles de personas, manifestó su REPUDIO a la CORRUPCIÓN JUDICIAL y este REPUDIO DEBE CONTINUAR en TODAS las formas posibles, hasta recuperar la JUSTICIA como factor indispensable para vivir en LIBERTAD y en una REPÚBLICA que pueda preciarse de tal.

Un abrazo a todos y ¡¡¡PIÚ AVANTI!!!. 

Horacio Guglielmone

PD: disculpen lo extenso del texto pero me pareció necesario. Gracias.